miércoles, 25 de enero de 2012

Un tardío regreso de la guerra

El hijo de Pascual Marín no había visto a su padre desde 1939, cuando unos hombres entraron a casa de este ciezano y lo detuvieron por ser del bando contrario al régimen franquista durante la Guerra Civil. 66 años después de su muerte, José Marín podrá enterrar dignamente a su padre en su pueblo natal.
A sus 84 años, José Marín Villalba y su hermana, Antonia Marín Villalba, van a ver cumplido mañana el sueño de toda su vida: enterrar a su padre dignamente 66 años después de que muriera. Y todo ello gracias a su hijo, José Pedro Marín, que en el año 2004 decidió investigar el paradero de su abuelo, Pascual Marín Santos, detenido durante los primeros años de la dictadura franquista. A través de Internet, se puso en contacto con la Asociación de Memoria Histórica de Cataluña y, tras indagar en diferentes entidades similares, halló el nombre de su abuelo, en el año 2007, en los archivos del Fuerte de San Cristóbal-Tximparta, en Pamplona, una especie de campo de concentración de la época que hoy en día es propiedad del ministerio de Defensa. Pascual Marín llegó después de muchas vicisitudes y en el que murió en 1944 tras sufrir una tuberculosis.
Ver:
http://www.laopiniondemurcia.es/municipios/2010/10/03/tardio-regreso-guerra/274074.html