sábado, 14 de enero de 2012

Una historia de lucha, exilio y superación

José de Jesús Algarín Durán
¡Firmes... Yaaaaaaaa!... ¡Saludar... Yaaaaaaaaaaaa!.....
Recuerdo aquellas voces retumbando en las paredes del colegio, cómo se movían a grandes zancadas en medio de las filas formadas por los diversos grupos escolares, con el porte militar que siempre los caracterizó.
¡Mirada al frente!, ¡Aunque caigan bombas atrás... la vista al frente!, ¡Siempre adelante!, eran palabras con las cuales nos impulsaron a continuar marchando. Hoy, entiendo las razones de aquellas frases:
Eran milicianos del Ejército Republicano de España, que enfrentó al dictador Francisco Franco.
Escribo esta entrevista más con el corazón que con la objetividad del periodista, oficio que desempeño desde hace más de 20 años.
Siempre quise platicar con ellos de sus antecedentes, antes de su llegada a México y específicamente a esta ciudad. Hablo de los maestros fundadores del Grupo Escolar Cervantes, formador de generaciones de cordobeses.
Hablo del último sobreviviente de todos ellos, del profesor Atilano Luis Navarrete, capitán del Ejército Republicano, exiliado de la guerra civil registrada en ese país y un hombre que siempre se caracterizó por su gran personalidad, fortaleza y entrega a la docencia. No sólo tiene en su haber las grandes proezas de haber sobrevivido a la guerra de España, de ser el último de los maestros del Cervantes sino también el legítimo honor de contar con 102 años de edad y vivir aún en la ciudad que lo acogió en 1939.
Para leer la entrevista:
http://www.oem.com.mx/elsoldecordoba/notas/n1796333.htm